Monseñor Gerardo Salas en Solemne Eucaristía conmemorativa al 125° Aniversario de la Consagración de Venezuela al Santísimo Sacramento: «Volvamos nuestra mirada y corazón al Señor para que Él nos transforme»

ESPECIAL.- Este martes 2 de julio, la iglesia católica venezolana fue escenario para una renovación de fe, en el marco conmemorativo del 125° aniversario de la Consagración de Venezuela al Santísimo Sacramento, única nación del mundo en ser distinguida con tal bendición. 

La Diócesis de Acarigua-Araure hizo una invitación a sus fieles a celebrar las 40 horas de adoración durante tres días, en cada parroquia, culminando este martes 2 de julio con una  sagrada eucaristía, en parroquia Catedral, presidida por el Exm.  Monseñor Gerardo Salas Arjona, acompañado del clero diocesano. 

En el marco de la santa misa, el alto prelado distinguió la necesidad de que «volvamos nuestra mirada y el corazón a Dios, para que Él nos transforme y juntos transformemos nuestras familias, nuestra comunidad, nuestras parroquias y nuestro país». 

También, Monseñor exhortó al llamado del Papa Francisco en relación a caminar juntos como iglesia sinodal, en el contexto que exigen  los nuevos  tiempos, donde encontramos a una nueva Venezuela en proceso de gestación como nación. /Prensa Catedral, Mayami Alvarado

Entradas relacionadas